Céline Dion hace poco canceló una serie de conciertos que daría en Las Vegas debido a su complicado estado de salud, el que la tendría postrada sin moverse.

 

La cantante de 53 años, Céline Dion, anunció el 19 de octubre a través de su Instagram la cancelación de todos sus shows programados para el mes de noviembre. Debido a su complejo estado de salud, la canadiense se vio en la obligación de cuidarse y dejar de lado los escenarios.

“Estoy desconsolado por esto. Mi equipo y yo hemos estado trabajando en nuestro nuevo programa durante los últimos ocho meses, y no poder abrir este noviembre me entristece más allá de las palabras, (...). Me siento tan mal por decepcionarlos, y lamento especialmente decepcionar a todos los fanáticos que han estado haciendo planes para venir a Las Vegas. Ahora, tengo que concentrarme en mejorar… quiero superar esto tan pronto como pueda”, escribió Céline en el comunicado.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

A post shared by Céline Dion (@celinedion)

Céline Dion está en cama

Acorde a lo informado por muchos medios locales e internacionales, Céline Dion estaría sufriendo serios espasmos musculares. 

Según Hello, la hermana de la cantante, Claudette, declaró a la revista francesa “Voici” que Céline está de buen humor: "Lo que le está pasando es triste. Pero no es grave, de lo contrario me lo habría dicho. Celine siempre confía en mí y me pide consejo cuando algo anda mal. Sé que está de buen humor".

Sin embargo, otro familiar conversó con la revista "Here" respecto al estado en que se encuentra Dion en los últimos días y cómo han empeorado sus espasmos.

Céline Dion sufre graves complicaciones de salud

“Ya no puede levantarse de la cama, ni moverse, ni caminar. Sufre de dolores en piernas y pies que la paralizan. Está muy débil y ha perdido mucho peso, (...). Es una enfermedad que puede requerir una larga convalecencia. Si las cosas no mejoran, podría ausentarse durante varios meses o incluso un año. Porque sus síntomas son más preocupantes de lo esperado ”, agregó.

"Está muy débil y ha perdido mucho peso", detalló, asegurando que esto es "grave", ya que ella es delgada por genética”, dijo su familiar, asegurando que la intérprete de "I Surrender" y "Ashes" aún le queda un largo camino para recuperarse.