Esta nota es parte del nuevo proyecto Shop 13, en el que podrás encontrar productos relacionados con nuestros contenidos y comprarlos directamente en nuestro sitio ¡Esperamos que te guste esta novedosa experiencia de compra!

Tiempo atrás surgió la famosa “regla 8x8”, que indicaba que se debía beber idealmente ocho vasos de agua de 240 ml por día, casi dos litros, aparte de los otros líquidos que ingerimos. Esta idea no tiene ningún respaldo científico, y dice algo diferente a lo recomendado por expertos.

Hay muchos mitos sobre la hidratación que llevan a la gente a realizar cosas inservibles o incluso que pueden resultar contraproducentes. Pero las preguntas siguen: ¿de qué formas puedo hidratarme?, ¿cuánta agua debo beber al día?

Lo cierto es que la cantidad de agua ideal que nuestro cuerpo necesita depende de nuestro organismo y nuestra alimentación, entre otras cosas. Además, los vasos de agua que bebemos no son la única fuente de este elemento. 

Hay que considerar los otros líquidos como jugos, té, café, y los que están en alimentos, como las frutas y verduras, que pueden contener hasta un 98% de agua.

¿Cuántos vasos de agua debo beber aproximadamente?

Sin embargo, ante los requerimientos de la gente, algunos expertos han dado algunas aproximaciones recomendadas. 

En 1945, la Junta de Alimentos y Nutrición del Consejo Nacional de Investigación de Estados Unidos aconsejó a los adultos consumir un mililitro de líquido por cada caloría de alimentos. Aproximadamente, serían 2  litros para las mujeres (con una dieta de 2.000 calorías) y 2,5 para los hombres (2.500 calorías). 

Mujer tomando agua

Aunque esto incluye TODOS los líquidos además del agua sola: sopas, té, etc., por lo que serían menos de 8 vasos al día de agua sola.

En la misma línea, el libro Nutrition for Good Health de los nutricionistas Margaret McWilliams y Frederick Stare, recomendaron que el adulto promedio consumiera entre seis y ocho vasos de agua al día, incluidos todos los otros líquidos como té, bebidas, jugos, y los que hay en frutas y verduras.

Por lo tanto, no es para nada necesario que andes todo el día bebiendo agua hasta completar los ocho vasos. Aunque esto tampoco te hará daño (aunque sí te darán ganas de ir al baño más seguido), no trae un beneficio extra tampoco tomar tanto.

Por otra parte, puedes buscar otras formas de consumir agua además de beberla sola en un vaso. Guava Baya, pyme de que ecodiseña cosméticos amigables con el medioambiente, da algunas opciones de refrescos exquisitos que te ayudarán a mantenerte hidratado.

 

La sed: la mejor señal

Pero si hay algo que no falla como un indicativo de alerta, es nada menos que la sed. Definitivamente si tienes sed, debes consumir agua. Esta es una forma sofisticada de tu cuerpo (desarrollada por años de evolución) de decir que necesitas hidratarte.

Y aunque existe el mito de que cuando se tiene sed “es demasiado tarde”, realmente este es el mejor indicativo de que necesitas beber y para la mayoría es suficiente para mantener una correcta hidratación. Este puede no ser el caso de todos, no obstante. 

Por ejemplo, los mecanismos de sed de la gente mayor de 60 tiende a perder sensibilidad, y necesitan una rutina basada en hábitos.

Además, también hay otros indicios que pueden decirte que no estás bien hidratado: calambres, orina de amarillo oscuro, mareos, labios y ojos secos, orinar menos de cuatro veces al día.

La importancia de hidratar la piel

Pero los efectos de la hidratación pueden verse también en nuestra piel. Para contrarrestarlo, es imprescindible consumir el agua necesaria. Pero además, es recomendable usar una crema.

Guava Baya ofrece cremas en base a la murta tanto para el rostro como para la cara. Sus productos están desarrollados con extractos, minerales, aceites y mantecas. Mientras que se encuentran libres de  químicos cuestionados como los Parabenos, Siliconas, Aceite mineral, Colorantes y Alcohol.