Johanna Juhlin es una mujer sueca que llegó a vivir a estados unidos para dedicarse a la albañilería, después de rechazar muchas ofertas de trabajo en modelaje.

Johanna y Evelina son dos hermanas de origen sueco que decidieron radicarse en Estados Unidos y gracias a sus logros, fundar su propia empresa de albañilería. Tvillingarna Måleri Kristianstadm es el nombre de la empresa fundada por las hermanas Juhlin dedicadas a la remodelación de interiores.

Johanna se ha convertido en toda una influencer en el último tiempo, acumulando más de 300 mil seguidores en su cuenta de Instagram. Mientras que en TikTok hace furor con los video de su trabajo, con 1,5 millones de seguidores.

Es tanto el interés que genera la sueca, por sus pronunciadas curvas que distan del típico cuerpo europeo, que fue capaz de acumular más de 12 mil ‘likes’ en un video de TikTok donde tan solo pinta una pared con un rodillo.

La mujer comenta haber recibido muchas ofertas para trabajar en sus tierras como modelo, incluso la buscaron diseñadores de alta costura, pero cuando algo te apasiona, no importa la oferta que recibas y así es como lo decidió Johanna.

Destreza en su trabajo

El atractivo de la sueca salta a la vista en cualquiera de sus fotos y videos, pero el talento para su trabajo no es para menos. La mujer lleva a cabo tareas de pintura, enyesado y empapelado con gran precisión, pero los comentarios machistas en un rubro predominantemente masculino son casi inevitables.

Criticas contantes a su trabajo y la forma en que lo lleva a cabo, son algunos de los comentarios que hacen compañeros de rubro a las hermanas, pero haciendo oídos sordos, ambas continúan con su exitoso negocio y cumpliendo sus sueños.