Una joven afroamericana de 29 años se convertirá en la primera porrista transgénero en ser parte de una liga deportiva profesional.

Se trata de la cheerleader Justine Lindsay, quien será parte de las Topcasts, el equipo de 29 animadoras de los Carolina Panthers de la NFL (fútbol americano).

La joven será la primera porrista abiertamente transgénero en una liga deportiva que le exige a sus escuadrones de animadoras estándares de bellezas arquetípicos, con mujeres delgadas o exuberantes. 

La deportista anunció la noticia a través de su cuenta de Instagram, junto con revelar que es trans. "Este es un momento que nunca olvidaré y no puedo esperar para mostrarles todo lo que esta chica tiene para ofrecer”, expresó en la publicación.

Hasta el momento, solo su familia estaba al tanto de que era trans, pues incluso para su mejor amiga y compañeras había sido un secreto. La declaración -aunque no existe un registro en la NFL-, la convierte en la primera mujer abiertamente trans de esa sociedad deportiva.

El pasado 6 de junio, escribió un mensaje en redes sociales en respuesta a los cuestionamientos que aparecieron tras su declaración: "Gracias a todos mis enemigos que piensan que estoy derribando a la organización; claramente no es así. La organización de las Carolina Panthers es excelente, apoya a todas las personas blancas, negras, amarillas, trans, heterosexuales, etc”.

El gran orgullo de Justine Lindsay

En una entrevista con Buzz Feed, la deportista dijo que "se espera que las mujeres se desempeñen como atletas pero se vean como modelos pin-up”.

“Esto es grande”, agregó. “Creo que más gente necesita ver esto. No es porque quiera reconocimiento. Es solo para arrojar luz sobre lo que está pasando en el mundo”.

A través de un comunicado, el equipo de fútbol americano informaron que Lindsay se convirtió en parte de la escuadra "en función de sus calificaciones y habilidades". Agregando que la institución "ofrece igualdad de oportunidades y no discrimina por edad, raza, religión, color, discapacidad, sexo, orientación sexual u origen nacional"

Por su parte, la porrista calificó este hito como una forma de “allanar el camino para aquellos que están debajo, asustados y temerosos de dar ese paso, porque no es fácil cuando tienes gente ignorante que no ha vivido lo mismo que nosotros haciendo comentarios”.

De tal manera, remató que “seguiré inspirando y ayudando a mis hermosas hermanas trans afroamericanas hasta mi último aliento”.