500 días lleva la pandemia azotando al mundo y la salud mental de niños, jóvenes y adultos. Con el reciente desconfinamiento de la mayoría de las regiones del país, hoy se hace urgente recuperar dinámicas que por el encierro habían quedado prohibidas. 

Así lo dio a conocer el psicólogo y director de ONG Mente Sana, Francisco Flores. A su juicio este anhelado desconfinamiento, que no sabemos si aún es un “paréntesis”, trae como desafíos llevar a cabo una nueva forma de convivencia, en la que “deberemos aprender a convivir con la normo virtualidad.

De esta forma, el reto estará en incorporar esta novedad virtual, “pero sin olvidar la necesidad de establecer vínculos y, no solo conexiones, que es lo que nos hace singulares y no estar dirigidos por algoritmos”, agrega Flores. 

jóvenes

Por otro lado, “el salir de cuarentena, recobrar ciertas rutinas, visitar y encontrarse con los amigos, volver a ciertos lugares donde uno ha sido, es una manera de recuperar partes de uno mismo. El privilegiar los vínculos afectivos, la conversación cara a cara, deben ser prioritarios en este nuevo desconfinamiento, de forma que sean generadoras de vínculo social”, sostiene  

En el caso de los niños, para mejorar sus capacidades de sociabilización el juego presencial entre niños es urgente que se pueda restablecer, dado que han sufrido una carencia de contacto corpóreo y afectivo y que ha traído como resultado que los pequeños conozcan más las voces de pantallas y videos que la de otros niños

“Síndrome de la cara vacía”

La pandemia trajo nuevos sufrimientos y pacientes, asociados a las nuevas formas de comunicación y de relaciones con los otros. Pero más que en la categoría de trastornos y patologizarlos, hay que entenderlos como “malestares propios de vivencias traumáticas”, asegura Francisco Flores. 

En el creciente teletrabajo por ejemplo, donde se está permanentemente conectados se le ha denominado el “síndrome de la cara vacía”, que es cuando no podemos reconocer la cara completa de nuestro interlocutor, aquellos rasgos o señales que nos permite identificar intuitivamente y no de modo discursivo, el mensaje del otro.  

mascarillas

Pese a ello, las nuevas tecnologías han sido y seguirán siendo excelentes instrumentos para la ampliación de los cercanos en forma virtual, “ya que nos permite la coordinación de iniciativas y acciones a nivel global.

De esta manera, nuestra vida psíquica explora nuevas capacidades plásticas y competencias interactivas, pero de la misma forma, convive con nuevos disturbios, sufrimientos y malestares”, finaliza Francisco Flores.