Dos mujeres hablan del “stealthing”, el acto de sacarse el condón sin su consentimiento: "No sabía que era una violación hasta que me pasó a mi".

Hace un tiempo, dos mujeres hablaron con BBC News acerca de sus experiencias con parejas sexuales que, en su momento, se retiraron el preservativo sin su consentimiento. Gemma -nombre ficticio para resguardar su identidad-, vivió todo un infierno luego de este hecho, pues quedó embarazada.

Este acto, también entendido como “stealthing”, consiste en la extracción no consensuada del condón, y es considerara una violación según la ley de Reino Unido. Sin embargo, según BBC, sólo ha habido un enjuiciamiento exitoso en 2019.

Las secuelas psicológicas del "stealthng"

Gemma tuvo esta mala experiencia hace dos años, y efectivamente tuvo relaciones sexuales con un hombre que se quitó el condón sin saberlo, por ende, sin su consentimiento.

"Fue sólo después que me di cuenta de lo que había hecho y me sentí muy molesta y preocupada. "Tomé la píldora del día después, pero cuando no tuve mi período al mes siguiente, me hice una prueba de embarazo", contó Gemma, cuyo test salió positivo y optó por abortar:

"Estaba realmente enojada, sensible y confundida. Le envié un mensaje de texto al chico, pero a él no le pareció que era un gran problema y me dijo que 'solo costaba unas £50 abortar', pero cambió mucho mi vida, (...). Me castigué mucho porque quería un bebé pero sabía que no eran las circunstancias adecuadas".

Las experiencias detrás del "stealthing"

Apenas se percató de que lo ocurrido fue una violación fue a ver a la policía, pero le dijeron que no había pruebas suficientes, por lo que el caso no se llevó a las manos de la justicia.

Todo esto, a pesar del fuerte impacto en la vida de Gemma, quien tuvo que asistir a terapia para superar este episodio, además de mudarse de casa tras los recuerdos de lo que pasó en ese lugar.

Otra experiencia con el “stealthing”

Edem Barbara Ntumy dijo a BBC que ella también vivió esto. "Estaba saliendo con alguien ocasionalmente y cuando estábamos teniendo relaciones sexuales, se quitó el condón sin mi permiso. Lo confronté al respecto en ese momento, pero lo negó y se puso muy agresivo, así que decidí dejar de hablar con él".

Las secuelas psicológicas del "stealthing"

Según el medio, en los últimos cinco años los casos de violación denunciados a la policía han aumentado, pero que los casos llevados a tribunales se ha reducido a casi más de la mitad de las personas. "Me enojó porque si estás teniendo algo fortuito es muy importante respetar los límites y estar seguro, especialmente si tienes sexo con varias personas", dijo Edem.

"Por el momento, la educación sobre el sexo y las relaciones se enseña en todas las escuelas, pero el consentimiento es un módulo opcional, lo que significa que algunas escuelas evitan enseñarlo todo junto. Pero es tan fundamental para la educación sexual que, en mi opinión, a los jóvenes no se les enseña adecuadamente sin ella”, dijo la abogada y directora del Proyecto de Consentimiento Escolar, Kate Parker, a BBC.