Elisabetta Piqué, una conocida periodista argentina dedicada a ser corresponsal de guerra en diferentes partes del mundo, fue víctima de mansplaining por parte de quien conducía el noticiario LN+: Diego Laje, un hombre. 

Y es que dentro del despacho que realizaron desde Ucrania para el noticiario, el sujeto intentó explicarle cómo encontrar refugio. 

¿Qué pasó?

Dentro del contexto de la guerra rusa-ucraniana que estalló durante este jueves y que ha llamado la atención del mundo entero y de los medios de comunicación, la periodista Elisabetta Piqué se encontraba precisamente cubriendo los hechos desde la ciudad ucraniana cuando ocurrió el mansplaining.

Cabe mencionar que Piqué es corresponsal de guerra desde hace más de veinte años. La profesional ha estado a cargo de informar grandes sucesos de la historia, como la elección del Papa Francisco en el Vaticano, la guerra armada Afganistán e Irak, entre otros sucesos de similar magnitud.

Pero no solo eso, porque además Elisabetta ha ganado importantes premios, como el Premio Santa Clara de Asís de periodismo y del premio Mariano Moreno de la Universidad Argentina de la Empresa, reconocimiento a la mejor cobertura periodística sobre la renuncia de Benedicto XVI.

Elisabetta Piqué

El vergonzoso momento

Ninguno de los conocimientos de Piqué bastó para que su compañero de labores intentara explicarle cómo reaccionar ante el conflicto, situación que ha generado indignación mundial.

“Toma refugio ¿Tienes un estacionamiento en la zona del hotel? Aléjate de las ventanas, eso es lo más importante que tienes que hacer, Beta“, dijo Diego Laje, el periodista en cuestión desde el estudio en Argentina. 

Tras la intervención de Laje la mujer despidió el reporte, pero en enlace siguió en curso y se le escuchó decir enojada. “¿Quién es este pelotudo?”.

El hecho se ha vuelto viral en redes sociales por la intervención del hombre y la respuesta de la periodista desde Ucrania. 

¿“Mansplaining”?¿Qué es?

El concepto proviene desde la conjugación de las palabras “man” (hombre, en español) y “explaining” (explicando, en español) y es utilizado cuando un hombre explica a otra persona, en especial a mujeres, algo de manera condescendiente y paternalista. 

Eso sí, muchas veces quienes cometen mansplaining tienen igual o incluso menores conocimientos que la otra persona.