La cantante internacional Lady Gaga anunció entre lágrimas la suspensión de su concierto en Miami.

El recital se realizó en el Hard Rock Stadium, perteneciente al equipo de fútbol americano Miami Dolphins, un recinto que solo tiene un techo parcial. Durante el concierto, las fuertes lluvias y relámpagos pusieron en peligro la seguridad de los asistentes y miembros del staff, por ello la cantante tomó la decisión de suspender el recital antes de ver en peligro la seguridad de las personas en el estadio.

Lady Gaga

“Cuando yo escribí esas letras, cuando dije ‘preferiría estar seco, pero al menos estoy vivo’ es porque me preocupo por la vida ahora y de una manera que no lo hice durante mucho tiempo. Lamento que no podamos terminar. pero no quiero poner sus vidas en peligro, y no quiero poner sus nuestras en peligro. Así que gracias, regresen a sus casas seguros, dios los bendiga y gracias por venir a nuestro show” Estas fueron las palabras de la diva del pop, visiblemente afectada, para dar por finalizado el concierto.

Posteriormente Lady Gaga compartió un registro en su cuenta de Instagram a sus 53,2 millones de seguidores, donde rompió en llanto y explicó la situación

“Realmente tratamos de terminar el espectáculo esta noche en Miami, pero no pudimos, porque incluso cuando las lluvias pararon, hubo un rayo que cayó directamente al suelo muy cerca de nosotros” Comentó la cantante entre lágrimas, además comentó que ya no es ese personaje rudo que siempre demostró ser.

“Sé que durante mucho tiempo siempre quise ser esa perra mala e incondicional, pero lo que realmente quiero es también ser responsable y amorosa, y no sé qué haría si algo le pasara a alguno de los espectadores, o a cualquier miembro de mi equipo o mi banda o mis bailarines”.

Finalmente bromeo con la idea de cantar “Rain on Me” bajo la lluvia, también compartió otra publicación, esta vez por escrito disculpándose por la cancelación del recital.