Kyndel de 24 años contó a través de su cuenta de TikTok que lleva una relación de dos años con su novio y nunca se han besado “Así que tengo casi 24 años y mi novio y yo, él es mi primer novio, hemos estado saliendo durante casi dos años y nunca nos hemos besado”, comentó.

Según explicó al diario The Sun, su postura cristiana le impide besar a su novio pues sus intenciones son esperar hasta el matrimonio para dar su primer beso, “Y antes de que me llamen rara y todas esas tonterías, porque lo entiendo todo el tiempo, somos cristianos. Nos estamos reservando para el matrimonio y tenemos límites”, explicó.

La joven también explica que para ella es muy especial la idea de dar su primer beso y por ello quiere hacerlo con el hombre indicado. Además espera ansiosamente que llegue el día en que contraigan matrimonio para al fin poder besar a su novio “Nunca quiero besar a nadie a menos que sea mi esposo porque siento que eso es algo especial”, dice.

Lluvia de críticas 

Su declaración recibió muchas críticas, en parte porque en muchas religiones, aún muy estrictas, no existen argumentos contra los besos entre novios, ‘Y no me importa lo que cualquiera de ustedes piense, porque me odian todo el tiempo por eso, pero la única persona a la que estoy complaciendo es a Dios, ¿de acuerdo?”, respondió a las críticas.

Pese a las críticas, muchas personas la han apoyado y felicitado por la firmeza de sus convicciones y su capacidad de “mantener sus estándares altos”.

La joven explicó que su relación no se basa en el contacto físico y está agradecida por ello, además poco le importan las opiniones de otro respecto su relación. Finalmente, sentenció: “Y nuestro matrimonio será bendecido, permítanme decir eso”.