Una joven brasileña de 20 años fue encontrada sin vida en su casa luego de ingerir pastillas para abortar. Su novio fue arrestado por ayudarla.

El domingo 24 de octubre, Ana Carolina Pereira Pinto, de 20 años, junto a su novio de 22, llegaron hasta una posada del barrio Campolim, en Sorocaba, Brasil. La joven, embarazada de siete meses, fue a buscar pastillas medicinales para abortar, lo que provocó un trágico desenlace.

Unos días después, el martes 26 de octubre, los padres de Ana la hallaron sin vida dentro de su habitación en São Paulo. Según lo informado por la policía, consigna G1, la encontraron muerta luego de escuchar la alarma despertadora de la joven, y les extrañó que no la apagara.

Debido a su fallecimiento, su novio fue arrestado por ayudarla y “ser cómplice” en todo momento, por lo que lo llevaron a la comisaría local.

Joven fallece tras intento de aborto

Joven embarazada de siete meses

La joven no quería molestar a sus padres, ya que no quería que se enteraran de su intento de aborto. Sin embargo, un día después de ingerir el medicamento, Ana le comentó a su novio que sentía dolor, pero que mejor “lo solucionarían al día siguiente”. Ni la joven ni su bebé resistieron sin asistencia médica, por lo que fallecieron a las horas siguientes.

El novio de Ana Carolina fue llevado a una audiencia de custodia luego de ser detenido de inmediato tras la muerte de la joven. Se le acusa de cometer un delito contra la vida por ayudar a abortar a su pareja con su consentimiento.

Joven falleció luego de tomar pastillas para abortar con siete meses de embarazo

Hasta el momento, se encuentra cooperando con las investigaciones y confesando los hechos que llevaron al fallecimiento de Ana. La policía permitió que sea investigado y juzgado en libertad.