Este sábado el Tribunal Oral en lo Penal de Temuco declaró culpable a Martín Pradenas, de 29 años, del delito de violación contra Antonia Barra, quien se quitó la vida el 13 de octubre luego de sufrir un ataque sexual por parte de Pradenas. 

El imputado fue en total declarado culpable por cinco delitos de abuso sexual y dos de violación. Uno de violación y abuso sexual contra Barra, y los otros contra diferentes víctimas.

Pradenas era imputado por siete delitos,hechos que habría cometido entre 2010 y 2019 a mujeres entre 13 y 21 años en Temuco y Pucón. La Fiscalía pidió 41 años de cárcel.

Hasta ahora, el sujeto se ha mantenido en prisión preventiva desde julio de 2020 en el Centro de Cumplimiento Penitenciario de Valdivia.

De acuerdo a información de T13, en el denominado caso Antonia Barra, el Ministerio Público le atribuye al joven de 29 años los delitos de violación y abuso sexual. Por el primer delito está solicitando una pena de 10 años de presidio, sumándose a otros cuatro años por el ilícito de abuso sexual.

Asimismo se precisó que la Fiscalía llevará a juicio a 110 testigos y 23 peritos. Los años de cárcel que deberá cumplir Pradenas serán informados el viernes 26 de agosto.

Las otras víctimas

Las otras víctimas de Pradenas fueron:

-P.V.C.U, de 16 años, abusada sexualmente en Temuco en noviembre de 2010, el sujeto tocó sus partes íntimas.

- T.V.D.R., de 16 años, abusada sexualmente en Temuco, quien fue obligada a desnudarse por Pradenas y el individuo le pasó la lengua.

- C.P.C.U, de 13 años, abusada sexualmente entre diciembre de 2012 y enero del 2013, a quien Pradenas quitó la polera y le pasó la lengua.

- V.F.L.R., de 19 años, abusada sexualmente en 2014 con besos y siendo tocada de forma no consentida.

-F.V.M.O. de 20 años, quien en 2018 fue violada por Pradenas. El sujeto violó a la víctima cuando ésta estaba en estado de ebriedad y no pudo poner resistencia.

Delito contra Antonia Barra

La joven Antonia Barra se suicidó a los 21 años, luego de que Pradenas la violara en una cabaña en Pucón el 18 de septiembre de 2019. La estudiante universitaria guardó silencio hasta el 12 de octubre de ese año, hasta que le contó lo ocurrido a su pareja y a algunos cercanos.

Su pareja la insultó por el hecho, y grabó la llamada, para luego reenviar el mensaje de la joven. Antonia se quitó la vida el 13 de octubre de 2019. La familia encontró en el teléfono de la joven mensajes que hacían alusión al hecho.