La comisión de Constitución, Legislación y Justicia del Senado, aprobó en general y por unanimidad la idea de legislar el proyecto de reforma integral al sistema de adopción en Chile. 

Entre los puntos discutidos en la comisión presidida por el senador Pedro Araya, se abrieron las puertas para que una familia homoparental pueda acceder en las mismas condiciones que las parejas heterosexuales.

 

En términos generales el proyecto contempla una completa actualización de las causales de adoptabilidad y elimina el orden de prelación en beneficio del interés superior del niño y niña. Esto, permitiría que también puedan ser adoptados por personas que no estén en pareja. Actualmente el sistema prioriza a los matrimonios chilenos y extranjeros.

Apreciaciones 

La subsecretaria de la Niñez, Blanquita Honorato, afirmó que es necesario actualizar el sistema de adopciones en Chile considerando al nuevo servicio de protección de la infancia. Además, abordó el concepto de “adopción abierta”, que permite que los niños puedan ser adoptados y tener algún tipo de relación con la familia de origen.

En tanto, la vocera del Movilh, Daniela Andrade, valoró que “el proyecto de ley incluya nuestras sugerencias y garantice expresamente la posibilidad de que las familias, al margen de su composición, puedan adoptar, según se establece en los 1, 5, 24, 25, 28, 35, y que se prohíba la discriminación por orientación sexual o identidad de género, entre otras categorías de los adoptantes, como se indica en los artículos 28 y 39”.

La iniciativa fue revisada por los legisladores Pedro Araya (Ind.), Alfonso De Urresti (PS), Luz Ebensperger (UDI), Rodrigo Galilea (RN) y Francisco Huenchumilla (DC). En el debate también participaron  la ministra de Desarrollo Social y la Familia, Karla Rubilar, el ministro de Justicia, Hernán Larraín y la Defensora de la Niñez, Patricia Muñoz.